En los inicios de su carrera, Gigi Hadid se destacó como el prototipo ideal de chica californiana gracias a su melena rubia, sus ojos claros y sus curvas poco comunes en la industria de la moda, pero en los últimos tiempos muchos han apuntado a que la joven de 22 años ha experimentado una considerable pérdida de peso.
Ahora la modelo ha recurrido a sus redes sociales para aclarar que desde hace tiempo padece una condición conocida como tiroiditis crónica o enfermedad de Hashimoto cuyos síntomas se manifiestan en parte a nivel físico.
“Para todos aquellos que parecen decididos a descubrir por qué mi cuerpo ha cambiado con el paso de los años, puede que no sepan que cuando empecé en esto con 17 años aún no me habían diagnosticado la enfermedad de Hashimoto. Aquellos que entonces dijeron que era demasiado gorda, estaban viendo el resultado de la inflamación y la retención de líquidos que ello conlleva”, inicia el mensaje que la modelo ha compartido a través de una serie de tuits.

Al mismo tiempo, la novia de Zayn Malik ha insistido en que su delgadez no se debe en absoluto a un problema de consumo de drogas, sino a la dosis adecuada de medicamentos.

🌴 @guess

Una publicación compartida de Gigi Hadid (@gigihadid) el

“A lo largo de los últimos años, me han recetado la medicación adecuada para ayudarme con los síntomas de la enfermedad, incluidos todos los mencionados anteriormente, además de la fatiga extrema, los problemas de metabolismo, la capacidad de mi cuerpo para regular la temperatura… También he formado parte de un programa de ensayo holístico para ayudar a mi tiroides a regularse”, afirma, añadiendo que su nueva imagen no es la que elegiría lucir por voluntad propia.

give me that peaceful, wandering free

Una publicación compartida de Gigi Hadid (@gigihadid) el

“Aunque el estrés y demasiados viajes también pueden afectar a tu cuerpo, yo siempre he comido de la misma forma, es solo que mi cuerpo reacciona de manera diferente ahora que está sano. Puede que para algunos esté “demasiado delgada”, y honestamente estar así de delgada no es lo que querría, pero me siento sana por dentro y sigo creciendo y aprendiendo junto a mi cuerpo cada día, como todo el mundo”, concluye pidiendo a sus seguidores que muestren algo de “empatía” y utilicen esa misma energía que destinan a criticarla para ayudar a otros.

Vìa: Quien