La Dirección de Selecciones Nacionales de México informó que el jugador Héctor Herrera recibió “un permiso especial del cuerpo técnico y directivo para ausentarse el día de ayer (miércoles) de la concentración” del Tri en Dinamarca.

El jugador, quien está casado y tiene un hijo, fue uno de los ocho futbolistas aztecas que estuvo el sábado pasado en una fiesta, de unas 24 horas y con 30 damas de compañía, luego del triunfo 1-0 en un amistoso contra Escocia.

Herrera volverá al grupo este jueves para continuar con la preparación rumbo a la Copa del Mundo de Rusia.

Según el diario Récord, Herrera habría viajado a Portugal, donde juega y vive junto a su esposa, muy posiblemente para ver cómo arregla el broncón que se le armó.